Image

Salpicón de marisco, un aperitivo ligero y lleno de sabor

receta de salpicón de marisco

Hay platos que suponen un acierto seguro, y un buen ejemplo es el salpicón de marisco. Sencillo, pero a la vez refinado, sienta bien en medio de una copiosa comida pero también en una frugal cena, en verano o en invierno, a solas o en un evento con multitud de invitados. Un clásico que gusta a todos y que destaca por su frescura y su potente sabor a mar.

El calendario Santos propone para el mes de diciembre una receta ligera y muy sofisticada, especialmente adecuada para esta época del año en la que se suceden las fiestas y las comilonas. ¿Quieres saber cómo preparar este delicioso salpicón de marisco?

Ingredientes (para 4-6 personas)

  • 1 cola de rape (unos 500 g)
  • 16 langostinos frescos
  • 1 centollo
  • 2 patas de pulpo
  • 2 cebolletas tiernas
  • 2 huevos duros
  • Medio pimiento verde
  • Medio pimiento rojo
  • Perejil fresco
  • 175 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 1 chorrito de vinagre de manzana
  • Ralladura de limón
  • Sal y pimienta

Preparación

Comenzaremos por preparar el rape fresco, siempre teniendo en cuenta que este pescado se puede sustituir también por merluza o cabracho, o incluso por rape congelado, ya que en estas fechas suele subir mucho de precio. En todo caso, quitaremos la piel del pescado y lo cortaremos en rodajas gruesas de unos 3 cm de grosor, para después cocerlas en agua hirviendo con sal entre 4 y 5 minutos desde que retome el hervor. Retiramos, quitamos las espinas y desmenuzamos bien la carne del rape antes de reservarlo.

Cocemos también el marisco en agua con sal. El centollo conviene dejarlo unos 12 minutos desde que hierve el agua, mientras que a los langostinos les llega con unos 2 o 3 minutos. Extraemos y desmenuzamos la carne del centollo, picamos la de los langostinos en trozos pequeños y reservamos. Con una tijera cortamos, asimismo, las patas de pulpo cocidas en pequeños cuadraditos.

Picamos, además, los huevos cocidos, y los pimientos y la cebolleta previamente lavados. Ya tenemos todos los ingredientes preparados para el salpicón, y solo nos falta hacer la vinagreta.

Para ello, mezclamos en un frasco con tapa el aceite, el vinagre, la sal y la pimienta. Cerramos el bote y agitamos bien la mezcla para que emulsione. Finalmente, añadimos la ralladura de lima, que aportará un plus de frescura.

En un bol grande, mezclamos todos los ingredientes previamente reservados (el pescado, el marisco, los huevos y los vegetales) y vertemos por encima la vinagreta, dejando reposar algunas horas para que se consoliden bien los diferentes sabores.

Ya solo queda servir en los recipientes individuales, espolvoreando por encima el perejil fresco picado y adornando con una colita de langostino para lograr una presentación más vistosa.

Te gustará si…

    • Buscas recetas ligeras con las que compensar los excesos propios de las fiestas navideñas (o de cualquier comida copiosa)
    • Tienes invitados a cenar y quieres impresionarlos con un entrante sofisticado pero fácil, además de rápido de elaborar
    • Necesitas un plato resultón que puedas dejar preparado con antelación sin que pierda sustancia
    • Eres amante de los sabores marinos y no pierdes la oportunidad de incorporarlos a tu mesa
    • Deseas contar con una receta base a partir de la cual dar rienda suelta a tu creatividad incorporando nuevos ingredientes o probando nuevas presentaciones
    • Quieres encontrar un aperitivo saludable y nutritivo compatible con cualquier tipo de dieta

Si quieres encontrar más imágenes del proceso de elaboración del salpicón de marisco, visita el blog Sweet & SourEsperamos que disfrutes mucho de esta receta.